INTERPOL: Modus operandi de fraudes en línea


  • Estafas de inversión en servicios de citas 
  • Estafadores curtidos aprovechan el florecimiento de los sitios de encuentros

INTERPOL / FOTO INTERPOL / EDICIÓN OIPOL – Lyon, Francia – INTERPOL ha divulgado entre sus 194 países miembros una notificación morada en la que se detalla un mismo modus operandi aplicado en distintos servicios de citas en línea.

Este modus operandi consiste en aprovechar las vulnerabilidades de las personas que buscan pareja, induciéndolas a caer en un complejo entramado delictivo.

En la etapa inicial, el estafador entabla una relación amorosa artificial en un sitio de encuentros. En cuanto la comunicación se asienta y se establece un determinado nivel de confianza, el delincuente empieza a dar a su víctima consejos para invertir dinero, y le anima a caer en la trampa.

La víctima descarga una aplicación para la inversión de activos y abre una cuenta, compra distintos productos financieros y se va abriendo camino en una así llamada “cadena de inversión”, todo bajo la mirada atenta de su nuevo “amigo”. Se le hace creer que podrá llegar a ser cliente “Gold” o VIP.

Como suele ocurrir en este tipo de estafas, todo se presenta con una apariencia de legitimidad. Se facilitan pantallazos, los nombres de dominio son inquietantemente similares a los de los sitios reales y los operarios que atienden a los clientes hacen creer a las víctimas que les brindan ayuda para elegir los productos que más les convienen.

Pero llega un día en que todos los contactos se cortan y las víctimas no pueden entrar en sus cuentas. Se quedan desamparadas, dolidas, y con el temor de no volver a ver el dinero invertido.

La unidad de INTERPOL de Delincuencia Financiera ha recibido información sobre casos de este tipo ocurridos en todas las partes del mundo, y desea exhortar a los usuarios de los servicios de citas en línea a tener cuidado, a desconfiar y a no caer en trampas cuando entablen una relación en línea. Sobre todo en estos momentos en que la pandemia de COVID-19 ha provocado que la gente se relacione más por Internet.

Les damos aquí algunas recomendaciones para que las citas en línea sigan siendo una actividad placentera y no les vacíen las cuentas del banco:

  • Tengan siempre cuidado cuando se les acerque un desconocido, sobre todo cuando llegado el momento les pida dinero.
  • Desconfíen: las inversiones por Internet con la promesa de conseguir dinero rápido y unos beneficios fabulosos suelen ser demasiado bellas para ser ciertas.
  • Piénsenlo dos veces antes de transferir dinero a terceros, por muy auténtica que parezca la petición.
  • Documéntense: lean críticas sobre el tema, comprueben con todo cuidado la aplicación, el nombre de dominio, la dirección electrónica, etc.
  • No faciliten a nadie información personal o confidencial.
  • Si ven que han sido víctimas de una estafa, denúncienlo a la policía.

Artículo Vinculado 

Estafas en línea: Aún podría estar a tiempo de recuperar su dinero

INTERPOL demuestra que una actuación rápida permite interceptar los fondos perdidos en fraudes financieros en línea

Desde la negación a la aceptación, pasando por la ira: las víctimas de fraudes financieros a menudo experimentan algo parecido a las cinco fases del duelo.

Con bastante frecuencia, las víctimas de estafas en línea se muestran reticentes a actuar una vez se dan cuenta de que han sido engañadas, por vergüenza o porque dan por hecho que ya es demasiado tarde para recuperar el dinero.

Los agentes de policía de primera línea también pueden dudar a la hora de saber cómo actuar, en especial cuando las estafas tienen un componente internacional, como ocurre con las transacciones financieras transfronterizas.

Sin embargo, una nueva herramienta de INTERPOL demuestra que, incluso después de que el dinero de la víctima haya sido transferido desde su cuenta, aún podrían interceptarse los fondos.

A esta herramienta, titulada “Actúe: Solicitudes urgentes de bloqueo de pagos y órdenes de congelación provisional de fondos”, solo pueden acceder los organismos encargados de la aplicación de la ley por conducto de la red de INTERPOL, constituida por 194 países miembros.

El miércoles 29 de julio se celebró un seminario web sobre este asunto, en el que participaron más de 500 representantes de las fuerzas del orden, unidades nacionales de información financiera (UIF) y organismos internacionales de lucha contra el blanqueo de capitales. En esta ocasión, más de 100 países estuvieron representados.

Llame a su banco, llame a la policía

“Muchas personas creen que no hay nada que hacer una vez que el dinero de una víctima se ha transferido al extranjero, pero existen sistemas que permiten recuperar las transacciones fraudulentas”, afirma Tomonobu Kaya, coordinador de delincuencia financiera en INTERPOL.

Y añade: “Lo primero que debería hacer siempre la víctima es contactar a su banco, informar de que la transacción ha sido fraudulenta, y pedir que hagan una solicitud de recuperación al banco beneficiario en el extranjero a través del sistema especializado de comunicación interbancaria”.

Al recibir una solicitud de recuperación, el banco que emitió la transferencia fraudulenta enviará un mensaje solicitando la cancelación del pago al banco beneficiario siguiendo la misma ruta que el dinero de la víctima. Mientras los delincuentes no retiren los fondos del banco beneficiario, hay muchas probabilidades de que obtener su bloqueo y reembolso.

No hay tiempo que perder

Si la víctima es capaz de identificar al banco beneficiario por sí misma, también puede ponerse en contacto con él directamente.

Pueden usarse herramientas gratuitas en línea para localizar al banco beneficiario, gracias a las características individuales y únicas de cada número de cuenta y del código del banco. Otra búsqueda rápida del nombre del banco beneficiario y de las palabras clave “queja” o “contacto en línea” debería permitir a las víctimas dar con el punto de contacto adecuado.

Si bien estas dos líneas de actuación resultan cruciales en un primer momento, la herramienta consolidada y promovida por INTERPOL también propone otros canales y medidas para que los organismos encargados de la aplicación de la ley puedan interceptar y recuperar las sumas sustraídas mediante fraude financiero. Estos otros conductos incluyen los puntos de contacto especializados dentro de las Oficinas Centrales Nacionales de INTERPOL o las UIF nacionales.

“La conclusión es que ni las víctimas ni los funcionarios policiales deberían sentirse indefensos a la hora de enfrentarse al fraude financiero en línea”, afirma José de Gracia, Subdirector de la unidad de Redes Delictivas de INTEPROL.

“Existen sistemas instaurados y personas que se dedican a ayudar a interceptar las transacciones fraudulentas. La clave es llamar al banco, a la policía y, sobre todo, actuar con rapidez. Cuando se trata de combatir las estafas en línea y otros tipos de fraude, no hay tiempo que perder”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: